Chick Corea en el Auditorio Nacional

La vida cotidiana de Chick Corea sin Paco de Lucía

 

A veces hay personas que pasan por tu vida como un incendio forestal, arrasan con todo y cuando se van no queda más que desierto. Personas que te marcan a fuego de pura felicidad, porque también hay incendios de felicidad, y son los peores. Nada tan abrasivo para la vida como la felicidad. Pues en el arte es parecido. De repente surge un artista tan genial que acaba con el arte y luego hay que seguir viviendo.

Read More